miércoles, 9 de abril de 2008

¡Dale ya carpetazo a tu pasado!

¿Existen aún cosas que desearías haber dicho o aprendido o realizado? Todos estos pesares te distraen de todo lo bueno que deberías de estar haciendo ahora. Así que regresa y lidia con ellos. Aquí voy a transcribir un programa de tres pasos con el que me topé hace unos días y que sirve para terminar con asuntos pendientes y seguir adelante:
Si te sientes empantanada por asuntos no resueltos a lo largo de tu vida, déjame decirte que no estás sola. Hay quienes después de años de divorciadas sienten que pudieron haberlo hecho mejor, que dejaron cosas sin decir, cosas que aún les hacen sentir enojo. Me cuentan que una chica, pianista talentosísima, equivocó una nota a mitad de un concierto y por lo mismo recibió una crítica negativa en el periódico aunque también recibió 3 comentarios positivos en los medios. Pese a que estaba invitada a tocar en un evento de mayor difusión, ella estaba convencida que se volvería a equivocar y hoy es el día en que no ha vuelto a presentarse frente al público. Otra exitosa mujer se encontró de un momento a otro sin trabajo pues los celos e inseguridad de su jefa inmediata habían hecho que la despidieran. Meses más tarde al encontrar trabajo en una compañía de primera clase, tenía miedo de no cumplir con las expectativas de sus superiores y se andaba de puntas dejando salir apenas una pequeña fracción de su talento y mostrándose insegura e improductiva ante su equipo de trabajo. ¿Qué tienen estas tres mujeres en común? Están atoradas en el pasado. Cada una se siente incompleta y con una situación no resuelta. Estas situaciones dejadas "a medias" encuentran siempre la manera de colarse y mostrarse ante nosotros una y otra vez haciéndonos sentir abrumadas, incapaces, inquietas y preocupadas. Nos distraen de nuestras metas actuales y nos agotan toda la energía. Cuando no saldamos el pasado, nos dejamos llevar por ese estilo de vida anterior y asfixiamos nuestros sueños y metas actuales.


Hoy es ya la PRIMAVERA… es el momento de pensar en grande. Piensa ahora mismo en situaciones que aún te continúen haciendo sentir incompleta. Tal vez no son tan enormes como perder el trabajo o separarse. Pero todas estas situaciones no completadas se van sumando por pequeñas que sean. Aquí hay un ejercicio que Gail Blanke –personal coach- ha diseñado y aplicado por más de diez años que te llevarán del agobio y la distracción a la conclusión total. Ten en mente que la meta no es solamente sentirse bien sino la meta es dejar limpio el panorama para dar rienda suelta a tu energía y continuar con tu vida.



Paso 1.- Haz un inventario de todo aquello que quedó inconcluso.
Usando como parámetro las siguientes categorías, analiza distintos aspectos de tu vida y las brechas que existen entre el antes y el ahora. Créeme que te vas a sorprender, tal vez te cause gracia o bien te conmueva alguno de los sucesos a los que te refieras. Escríbelo todo. No te aflijas de lo que vas a escribir. Escribe lo que te venga a la mente en ese momento.
1.Cosas que deseo hacer pero no me he resuelto a hacerlas:
Por ejemplo: Hacer Pilates. Llevo ya dos años diciendo lo mismo.
2.Cosas que deseo cambiar pero que no he hecho nada al respecto:
Una persona me decía: "Quisiera ver las cosas con más optimismo pero siento que siempre caigo en lo mismo y me inclino al comentario negativo" Esta persona debería escribir esto en este punto.
3.Cosas que deseo dejar de hacer pero no puedo parar.
Si eres partidaria de los pensamientos obsesivos que no terminan nunca y finalmente ellos te controlan, entonces sigue apuntando…
4.Cosas que he comenzado y he dejado a medias.
Si tienes años diciendo que vas a organizar todas las fotografías de tus hijos en un álbum pero siempre hay una excusa para no sentarse a hacerlo, sácale punta a tu lápiz y anota en este renglón todo aquello que está inconcluso en tu cajón de labores, en tus libreros, en tu escritorio.
5.Cosas que he deseado hacer pero se han quedado en simples pensamientos.
Si has deseado hacer un viaje a Florencia con tu grupo de amigas o si "siempre" has querido prepararte para el triatlón, éste es el renglón a llenar.
6.Cosas que he querido decir pero me he callado.
Aquello que desearas que tu marido comprendiera y esperas que solamente intuya. Incluso, decirte a ti misma – reconocerte – como una gran pianista, una buena madre.
7.Cosas que he deseado aprender pero no he propiciado a que sucedan.
Aprender un idioma, tomar una clase de baile.
8.Sentimientos que nunca me he atrevido a expresar.
Este es un renglón bien grande. Tal vez un párrafo completo. Estos sentimientos sin expresar te hunden a menudo. Hay quien por cuidar a sus hijos pequeños no se dio tiempo para vivir el duelo al morir su propia madre, por ejemplo. Cosas que deseaste decir a tu padre cuando sentiste injusticia….. y sigue escribiendo.



PASO DOS.-
Asignale a cada situación inconclusa una fecha de terminación. Utiliza los siguientes símbolos:



A: para "Ahora mismo"
D: para "Después"
C: para "Completo" -En la lista podrás declarar como completado algo que en ese momento tomes tú la decisión de cerrar ese renglón. Cambio y fuera.
NEV: asigna estas siglas para "Nunca en esta Vida". Esta es mi categoría favorita ya que puedes instantáneamente escribirlo junto a donde dice: "Concursar en Televisión" por ejemplo.



PASO TRES.-
Ahora tú eres quien controla esta lista y no viceversa. Por eso te aconsejo comiences tachando todos los renglones donde has escrito las siglas NEV -cosas que nunca vas a llevar a cabo y que la verdad te interesan un comino- y en verdad es una sensación liberadora! Revista tu lista por lo menos cada quince días. Tacha con ganas todo aquello que te libere y celebra el haberlo hecho. Coméntalo con tus amigas y por supuesto añade algún otro tema incompleto al tiempo que lo recuerdas. Recuerda, tu lista es un proyecto permanente así como lo eres tú.



PostData:



Si deseas puedes ir a www.realsimple.com/myinventory. Allí podrás bajar el formato de la lista aunque estará en inglés.



Espero que te sirva y lo pongas en práctica de inmediato tal y como yo lo estoy haciendo.










No hay comentarios.:

Publicar un comentario